En el intervalo, Baibars llegó a pensar que había un ataque en conjunto de tierra-marítimo en Egipto. Sintiendo su posición bastantemente amenazada, se afano por eludir ese movimiento por medio de la edificación de una flota. Habiendo finalizado la construcción de la flota en vez de atacar a las tropas cruzadas directamente, Baibars pretendió aterrizar en 1271 en Chipre, con la confianza de atraer a Hugo III de Chipre[i] y su flota fuera de Acre, con la meta de conquistar la isla y dejando a Eduardo y a la milicia cruzada aislados en Tierra Santa. Baibars 17 naves de guerra como naves cristianas y atacó Limassol. No obstante, en la consecuente campaña naval, la flota devastada frente a la costa de Limassol y las milicias de Baibars fueron obligados a retornar.

Notas

[i] Quien era el rey nominal de Jerusalén.

Dios les bendiga

Lugares Históricos 2018©